CAMBIO CLIMÁTICO: NUEVO MÓDULO DE LA DIPLOMATURA EN LIDERAZGO PARA LA TRANSFORMACIÓN SOCIAL

«Es ahora; y espero que nos demos cuenta de que no tener un ambiente sano realmente genera procesos de grandes pérdidas y problemas para toda la humanidad», remarcó la secretaria de Desarrollo Territorial y Ambiente Marta Soneira. La actividad contó con la participación del secretario nacional de Cambio Climático Rodrigo Rodríguez.

En el día mundial del Ambiente, que se celebró el pasado 5 de junio y en el marco del mes del Ambiente, se realizó un nuevo módulo de la Diplomatura en Liderazgo para la Transformación Social que cuenta con el acompañamiento del Gobierno provincial a través de la Secretaría de Desarrollo Territorial y Ambiente.

Bajo metodología online, la misma se centró en la temática del “Cambio Climático y Desarrollo Sostenible” y contó con la participación del secretario Nacional de Cambio Climático Rodrigo Rodríguez.

En este sentido, al hacer uso de la palabra, la secretaria de Desarrollo Territorial y Ambiente Marta Soneira afirmó que hay que repensar todas las acciones que llevemos hacia adelante, donde el Chaco, como toda la Argentina, están en un momento de transición.

“Hace muchísimo tiempo se viene caminando en este mensaje de cuidar nuestro ambiente, nuestra casa común, pero es ahora y espero que nos demos cuenta de que no tener un ambiente sano realmente genera procesos de grandes pérdidas y problemas para toda la humanidad”, detalló.

“Nosotros realmente hemos planteado dentro de las políticas priorizadas del Gobierno provincial, como política transversal, una agenda ambiental y en esta, ejes estratégicos; uno de ellos es repensar nuestro nuevo Ordenamiento Territorial de Bosques Nativos, que es el replanteo en el presente y hacia adelante de cómo funcionará la matriz productiva de la Provincia, con las áreas que queremos proteger, las áreas de conectividad, nuestros corredores biológicos y el tipo y el perfil de desarrollo productivo que queremos”, explicó Soneira, en referencia a una de las acciones que el Gobierno está transitando actualmente, como lo es el Ordenamiento Territorial de Bosques Nativos (OTBN).

La Diplomatura

La Diplomatura en Liderazgo para la Transformación está orientada a dirigentes sociales locales, de entre 18 y 50 años, cuyos ámbitos de acción sean territorios populares y que a su vez participen de organizaciones territoriales, emprendimientos productivos, organizaciones sindicales y partidos políticos.

“En el marco de las políticas que estamos planteando un lema es Chaco Sostenible. Y esto no es un tema menor, no lo planteamos como un slogan para hacer publicidad, sino todo lo contrario, las políticas públicas van a estar basadas en este nuevo concepto; nosotros tenemos que jerarquizar a la provincia desde una nueva perspectiva”, asentó la funcionaria provincial.

El Chaco tiene potencialidades inconmensurables y puede generar nuevas oportunidades de re-pensarse cuidando el ambiente. “Hoy en esa postura, Chaco lidera la producción de mieles orgánicas del país y es reconocido a nivel internacional por un producto que es de alto nivel de conservación y que genera valor, empleo y dinamiza las economías locales y regionales; al igual que la ganadería sostenible, el turismo sustentable y de naturaleza, acciones vinculadas a todos los saberes de nuestras comunidades”, finalizó Soneira.

Un desafío existencial

Por su parte, el secretario nacional de Cambio Climático Rodrigo Rodríguez brindó un análisis de la actualidad de nuestro planeta y los riesgos climáticos que se padecerán de no cambiar el panorama productivo y económico.

“Hoy lo que tenemos es un calentamiento global de más de 1.2°C con respecto a la era pre-industrial. La ciencia dice que, si pasamos los 2 °C, el planeta pasa a un punto de no retorno que involucra la extinción de gran parte de las especies sobre la tierra, la humana entre ellas; por lo que esto se convierte en un desafío existencial”, expresó; y remarcó que, si las prácticas no cambian, se estima que en los próximos 10 a 15 años esto podría pasar, la humanidad podría desaparecer.

“Lo que necesitamos para hacer frente a lo que viene y recuperarnos de estos shocks extremos productos del cambio climático – inundaciones, sequías, olas de calor y de frío – es comunidades organizadas; organización comunitaria y vecinal para sobrevivir y fortalecer las capacidades del Estado para poder generar un sistema de gestión de riesgo que nos permita prepararnos para lo que viene de manera adecuada”, sintetizó Rodríguez.

“Esta conciencia política apunta a generar un cambio en la conciencia pública, en las actividades humanas y los ecosistemas, para tratar de revertir el cambio climático, lo que da lugar a dos grandes agendas frente al cambio climático: la de la adaptación (cómo nos preparamos para estos escenarios cambiantes) y la de mitigación (el cambio de todas nuestras actividades para reducir la cantidad de gases de efecto invernadero que estamos emitiendo)”, explicó el funcionario nacional.

“Sin ambiente no hay posibilidad de desarrollo”

En cuanto a las políticas públicas aplicadas en materia de Cambio Climático por parte de la Nación, el secretario nacional afirmó: “estamos aumentando nuestras metas de mitigación, estamos trabajando en planes de adaptación con todas las provincias y sectores productivos, promoviendo una fuerte transición energética nacional; el presidente Alberto Fernández se comprometió a implementar un 30% de energías renovables en la matriz eléctrica para el año 2030; eficiencia energética y transformación de la industria en transportes, servicios y turismo; adaptación de la tecnología para la reducción de emisiones; exploración de la producción de hidrógeno como nuevo vector energético; debemos erradicar la deforestación a 0 y tenemos que discutir accesos a medios económicos para que la salud de nuestros ecosistemas, generen ingresos para el pueblo”.

Concluyendo, “tenemos que trabajar por mejorar la normativa y la protección ambiental, entendiendo que el ambiente sano es la única forma de que podamos tener salud humana. No hay salud humana sin ambiente sano, pero tampoco hay salud humana si hay hambre; por eso tenemos que compatibilizar la salud ambiental con el modelo económico, para poder preservar la salud de nuestros pueblos”, finalizó Rodríguez.

Fuente: SCGCH

Facebook
Twitter
Google+
WhatsApp

Deja tu comentario

NUESTRO TWITTER

SUSCRIBITE

Ingresá tu email y recibí las últimas noticias